Cuándo deberían las PYMES pensar en invertir en un CRM

El CRM correcto es una herramienta de valor incalculable para cualquier empresa que busque optimizar sus operaciones y aumentar la productividad mediante la eliminación de la administración tediosa y la centralización de los datos del cliente. ¿Pero cómo sabes cuándo es el momento adecuado para dar el salto de calidad e invertir en el software CRM?

Para las PYMES que experimentan crecimiento, tanto en términos de clientes como de personal, esta es una pregunta pertinente. Sin embargo, no es una pregunta con una respuesta clara. Cada negocio es diferente, y hay una gama de puntos de referencia que puede usar para evaluar si es el momento adecuado para CRM. Por ejemplo, puede decidir actuar una vez que su fuerza de trabajo llegue a un cierto número, mientras que otro podría tener una cifra de ingresos en mente, que desencadenará la conversación de CRM.

No hay un punto universal en el que CRM se convierta en una necesidad para una empresa; Sin embargo, sin el software de CRM, una empresa puede perder rápidamente su ventaja competitiva o productividad, por lo que vale la pena buscar signos que indiquen si es hora de que su empresa empiece a buscar una solución a largo plazo.

Como regla general, si los procesos manuales (cosas como registrar detalles de los clientes, crear informes e ingresar otros datos comerciales) consumen mucho tiempo o incluso son abrumadores, es posible que desee considerar la implementación de una plataforma de CRM. Si ha alcanzado un umbral en el que sus equipos tienen dificultades para realizar un seguimiento oportuno de las oportunidades de venta, gestionar las cuentas de los clientes y / o mantener el funcionamiento del embudo de ventas, entonces este es un problema. Esto puede ser un problema particular para las empresas que experimentan un crecimiento rápido y de repente encuentran que sus sistemas existentes son inadecuados.

Del mismo modo, si sus procesos actuales generan ineficiencias: los vendedores gastan demasiado tiempo en actividades de administración en lugar de ventas, las quejas de los clientes no se resuelven rápidamente, las tareas no se completan tan rápido como deberían, los altos niveles de abandono de los clientes y así encendido – entonces esto debería actuar como una señal de advertencia. Una PYME que utilice hojas de cálculo de Excel para registrar datos de clientes, por ejemplo, podría empezar a tener dificultades si 50 nuevos clientes se unen en un mes. En otras palabras, si su personal está luchando con su carga de trabajo o pasando tanto tiempo en tareas manuales que no se están haciendo trabajos más importantes, es hora de CRM.

Hablando de sus empleados, son las personas que trabajan sobre el terreno con clientes, así que hable con ellos. Averigüe qué problemas están experimentando en su flujo de trabajo diario y qué herramientas podrían ayudarlos a hacer mejor su trabajo. Esta es una ruta especialmente útil, ya que si decide que CRM es la respuesta, tiene una lista de problemas para llevar a posibles proveedores para encontrar la solución adecuada.

Finalmente, un punto simple, pero que es muy importante para cualquier PYME: solo debería invertir en software de CRM cuando sus márgenes de ganancia lo permitan. El nivel de crecimiento que su empresa está experimentando debería, por lo tanto, actuar como un buen indicador de si la CRM es una opción viable.

El software de CRM puede ser el mejor amigo de una PYME cuando se trata de automatizar procesos administrativos, mantener la lealtad del cliente y mejorar la productividad, así que esté atento a estos signos para asegurarse de que es el momento adecuado.

No Comments

Post A Comment

descarga nuestro ebook

4 MANERAS EN QUE EL CRM PUEDE AYUDARTE A CREAR MEJORES CAMPAÑAS DE MARKETING


x
xx x