¿Qué es el lazo neural?

El lazo neural apareció en los titulares hace poco ya que Elon Musk lanzó Neuralink, una compañía de investigación médica que pretende fusionar el cerebro humano con computadoras inteligentes.

Y mientras que esto suena como sacado de las páginas de una novela de la ciencia ficción, el lazo neural podría ser el avance siguiente en el campo de la IA.

¿Qué es el lazo neural?

En su forma más básica, el lazo neural es una malla ultrafina que se puede implantar en el cráneo, formando una colección de electrodos capaces de monitorear la función cerebral. Crea una interfaz entre el cerebro y la máquina.

Para insertar el lazo neural, una pequeña aguja que contiene la malla enrollada se coloca dentro del cráneo y la malla se inyecta. A medida que la malla sale de la aguja se deshace, abarcando el cerebro.

Poco a poco, el lazo será aceptado como parte del cerebro, e incluso se moverá con él a medida que crece o muy ligeramente cambia de tamaño.

Los investigadores que trabajan con lazo neural han probado la estructura tipo malla en ratones vivos con pocos impactos negativos reportados una vez que se realizaron las autopsias completas.

¿Para qué se puede utilizar el lazo neural?

Se cree que el lazo neural podría tratar trastornos neurodegenerativos como la enfermedad de Parkinson y otros trastornos cerebrales que alteran la vida.

El lazo neural también podría ser usado por el ejército estadounidense, a través del programa de células Cyborg de la Fuerza Aérea de Estados Unidos, “que se centra en la electrónica a pequeña escala para mejorar el rendimiento de las células”.

Prácticas similares podrían ayudar a las personas a las que le faltan extremidades y poder usar partes del cuerpo artificiales “conectadas” sin ayuda, usando sólo el poder cerebral. El lazo neuronal podría ayudar a alguien con una condición neurodegenerativa a recuperar su capacidad de comer, caminar e incluso hablar.

La startup de neurociencia, Kernel espera producir una extensa vsariedad de implantes para que las víctimas de condiciones neurológicas tales como enfermedad de Parkinson y de Alzheimers los puedan comprar.

Los ingenieros de Kernel, que fue fundada en 2016, quieren entender mejor el cerebro humano y por qué las células cerebrales fallan, causando enfermedades neurodegenerativas crónicas. Su fundador Bryan Johnson ha invertido más de $ 100 millones de su propio dinero para crear interfaces entre los seres humanos y los dispositivos de computación.

Pero aunque sus beneficios parecen evidentes en el campo médico, más allá de las posibilidades de mapear la actividad cerebral e incluso los pensamientos podrían ver la relación entre el ser humano y la máquina se acercan mucho más.

En última instancia, el lazo neural podría permitir a las personas a comunicarse con las computadoras, incluso haciendo posible subir de descargar pensamientos desde una computadora inteligente.

Si la malla es insertada y aceptada por el cerebro, el cerebro sería capaz de conectarse de forma inalámbrica a una computadora, proporcionando una interfaz entre su cerebro y una computadora.

No Comments

Post A Comment